Como actuar cuando tus clientes no tienen la razón

Sharing is caring!

Como actuar cuando tus clientes no tienen la razón

Como actuar cuando tus clientes no tienen la razón

Es un error que no deberías cometer al tener una empresa es decirle siempre si a los clientes, en cierta forma es una mala estrategia y eso no es tan recomendable cuando quieres tener una buena imagen de tu empresa de carácter profesional.

Existe una infinidad de ocasiones en la cual los clientes no tienen la razón, pero somos pocas las personas las que nos atrevemos a dejárselos en claro, esto verdaderamente es muy común en cualquier empresa, algunas veces no es en vano siempre será necesario para el buen crecimiento del negocio.

Decir si y darle la razón siempre al cliente es muy grave, ya que depende de ellos será el futuro de la empresa, ya que se debe ganar el respeto y prestigio de los clientes.

La mayoría de las personas piensan que diciéndole siempre si al cliente, conseguirán el éxito de su empresa, ante esto siempre se recomienda hacer valer nuestros propios puntos de vista, si es necesario convencerlos de nuestra opinión hasta incluso tener el valor de renunciar a la compra.

El cliente no siempre tiene la razón.

Trata de no decir las palabras NO y PERO

Al final es que hará la compra será el cliente el cual, si escucha de tu boca la palabra NO, puede que no te vea con buenos ojos, se debe evitar que no salga de tu boca esa palabra, lo recomendable es buscar otra alternativa para que el cliente se sienta cómodo, aunque no tengan la razón.

La mayoría de las personas en este caso los clientes la palabra “pero” la asimilan como una crítica, es mejor plantearse de buena manera a la hora de decirle al cliente si para luego concluir con un Y.

Un ejemplo de ello es por si el cliente observa que el producto está muy costoso, por nada del mundo se le debe responder con una calidad insuperable, es mucho mejor responder Si, el precio es alto pero lo que siempre se consigue en ese valor vale la pena por su calidad.

No decirle al cliente que está equivocado

Es recomendable aclararle que su punto de vista en parte tiene algo de razón, pero la especialidad de tu empresa está basada en tener una manera de ejecución diferente.

Siempre busca la manera de referirte correctamente a tu cliente.

Un Consultor debe tener otras alternativas

Te puede pasar donde el cliente te va a pedir un servicio o producto el cual no tengas la seguridad que no se va a ajustar a sus necesidades, la mayoría de las veces pasa porque esos clientes les han pedido presupuestos a otras empresas, la cual en definitiva le han asesorado de manera incorrecta.

Ese es el momento indicado para ofrecerle otro servicio de su interés.

Guiarlos hacia otras empresas

Además de lo anterior también existe la gran posibilidad donde se nos proponga un trabajo que la verdad no estamos capacitados para cumplir o quizás no contamos con los recursos necesarios.

Esto nos llevara a hacer ciertas contrataciones, pero nos podría dificultar la manera de trabajar y la calidad del servicio que prestamos.

Los más recomendable será que los guiemos hacia otros proveedores el cual les brinde el servicio que nosotros no podemos obsequiarle, de tal manera se le ofrezca un servicio al cual si estamos capacitados y que puedan ver que tenemos una empresa seria.

Llegar a acuerdo por escrito

Es de suma importancia destacar el acuerdo de contratación, financiamiento, plazos entre otros, se hagan por escrito para evitar mal entendidos, de esta manera el cliente no podrá dar otras opiniones que no están firmadas.

Dejar claros los servicios que ofrecemos

Debemos siempre dar opiniones seguras de las razones de los clientes, he allí donde debemos dejarle con claridad los servicios que vamos a prestarle y que nuestro interés es tener clientes de por vida y no solamente para una operación. Donde se deje claro que tienes una empresa responsable donde va en contra de los principios arriesgarse a ofrecer un producto el cual no estemos 100% seguros de que va a funcionar y que pueda satisfacer las necesidades del cliente.

Conclusión.

Cómo pudiste ver en la parte anterior estas son las recomendaciones para saber actuar cuando un cliente no tenga la razón.

Recuerda todos los consejos, además de eso es recomendable no caer en discusión con el cliente al final es él quien va a pagar el producto que le estas ofreciendo, no sería bueno ya que el cliente te puede tener idea de tu servicio y te daría mala fama como asociación.

Otra recomendación importante es no dejarse llevar por el precio que ponga el cliente, si es muy bajo para lo que cuesta el servicio no se debe aceptar, además no podemos aceptar un proyecto al cual no estemos capacitados.

También nunca caigas en discusión por las quejas sobre tu servicio es lo mejor que puedes hacer.

Espero que te haya sido de utilidad este articulo y puedas compartirlo en tus redes sociales.

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.

shares